domingo, 10 de octubre de 2010

ARTICULACIONES

ARTICULACIONES

Las articulaciones son los puntos de contacto entre los huesos. Efectúan dos funciones aparentemente contradictorias: Sostienen los huesos firmemente unidos entre sí y a pesar de ello les permiten moverse entre ellos.

Clases de Articulaciones

Una manera muy generalizada de clasificar a las articulaciones es basándose en sus aspectos estructurales característicos. Esta clasificación identifica tres clases de articulaciones: fibrosas, cartilaginosas y sinoviales.
La clasificación divide las articulaciones según el grado de movilidad que nos permiten: sinartrosis (sin movilidad), anfiartrosis (movilidad ligera) y diartrosis (movilidad libre).

Articulaciones Fibrosas

Son aquellas en las que las superficies articulares de dos huesos están limitadas por tejido conjuntivo fibroso que las fija estrechamente entre sí. Este tipo de articulaciones se subdividen en suturas y sindesmosis. Las suturas se encuentran solo en el cráneo y su estructura impide el movimiento entre los huesos que se articulan. Las sindesmosis unen huesos por medio de tejido fibroso y esto impide casi totalmente el movimiento de estas articulaciones (la articulación tibioperonea distal es una sindesmosis).

Articulaciones Cartilaginosas

Son aquellas en las que un hueso se une con otro por medio de cartílago. Existen dos tipos de estas articulaciones cartilaginosas, las sínfisis (del griego “crecer juntos”) y las sicondrosis (del griego “syn-juntos y chondros-cartílago”). Las sínfisis están localizadas en la línea media del cuerpo. Algunos ejemplos son la sínfisis del pubis (articulación entre los dos huesos púbicos) y la que existe entre los cuerpos de las vértebras. Unos ejemplos de sincondrosis son las articulaciones entre costillas y esternón (estos huesos están unidos por grandes segmentos de cartílago). Solo puede producirse movimiento muy ligero a nivel de las sínfisis y sincondrosis.

Articulaciones Sinoviales o Diartrósicas

Estas están constituidas por la gran mayoría de las articulaciones del cuerpo, siendo esto afortunadamente, por que son las más móviles de los tres tipos. También son las que tienen la estructura mas completa.


1. Cápsula Articular: Extensión del periostio, a manera de manguito, de cada uno de los huesos que se articulan entre sí. La cápsula encierra por completo los extremos de los huesos y los fija entre sí.
2. Membrana Sinovial: Membrana deslizante húmeda que reviste la superficie interna de la cápsula articular. Se inserta en los bordes del cartílago articular y secreta líquido sinovial que lubrica las superficies articulares internas.
3. Cartílago Articular: Cartílago hialino que cubre y amortigua los extremos articulares de los huesos.
4. Cavidad Articular: Espacio pequeño entre las superficies articulares de los dos huesos de la articulación. Como esta cavidad no tiene tejido que crezca en entre las superficies articulares de los huesos, éstos tienen libertad de moverse entre sí.
5. Ligamentos: Cordones resistentes de tejido fibroso blando denso de casi todas las articulaciones sinoviales. Estos crecen entre los huesos, enlazándolos incluso con más firmeza que la que puede lograr la cápsula articular nada más.

Como las articulaciones sinoviales difieren en cierto grado en estructura y en la clase de movimientos que permiten, se subdividen en seis tipos: esféricas, en bisagra, en pivote, elipsoidales, en silla de montar y deslizantes.

Las articulaciones esféricas son aquellas en que la cabeza esférica de un hueso se introduce en el receptáculo cóncavo de otro hueso; por ejemplo las articulaciones del hombro y de la cadera. Este tipo de articulaciones permiten los límites más amplios de movimientos (flexión, extensión, abducción, aducción, rotación y circunducción).

Las articulaciones en bisagra permiten solo la flexión y la extensión; por ejemplo la interfalángica.

Las articulaciones en pivote son aquellas en las que una proyección pequeña de un hueso hace el eje en un arco de otro hueso, lo que hace que uno gire sobre la proyección del otro. Existen dos articulaciones en pivote en el cuerpo, una entre las dos primeras vértebras cervicales (atlas y axis) y otra entre los extremos proximales de radio y cúbito.

Las articulaciones elipsoideas ó elípticas son aquellas en las que un cóndilo ovalado encaja en una cavidad ovalada. El radio se articula con los huesos del carpo (escafoides, semilunar y piramidal) por medio de una articulación elipsoidea y permite los movimientos de flexión y extensión de la mano de un eje y los movimientos de abducción aducción en otro. Después de las articulaciones esféricas, son las que permiten los limites más amplios de movilidad.

Las articulaciones en silla de montar, al igual que las articulaciones elipsoidales permiten movimientos diaxiles (en dos ejes). La forma de los extremos articulares de los huesos, sin embargo, difieren en este tipo de huesos. Se observa una proyección ovalada que encaja en una cavidad elíptica. En la articulación en silla de montar, por otra parte, la superficie en silla de montar de un hueso encaja en la superficie en silla de montar de otro hueso. Solo existen dos articulaciones de este tipo en el cuerpo humano, una en cada mano, entre el metacarpiano del pulgar y el carpiano llamado trapecio. Esta articulación hace posible la movilidad del pulgar del hombre, podemos hacer movimientos de flexión, extensión, abducción, aducción y circunducción. Pero lo más importante podemos oponer el dedo con cualquier otro de la misma mano, cosa que no podría ser si no contáramos con una articulación en silla de montar y no podríamos hacer cosas tan sencillas como tomar un lápiz o una aguja.

Las articulaciones deslizantes, son en las que solo existe el movimiento de deslizamiento, esta formada por la yuxtaposición de superficies planas o bien de una ligeramente cóncava y otra ligeramente convexa; la amplitud de movimiento entre ambas queda limitado por los ligamentos o apófisis óseas que rodean la articulación.

ARTICULACIONES DEL ESQUELETO AXIAL

Pueden dividirse en los siguientes grupos:
I. De la mandíbula (articulación temporomandibular).
II. De la columna vertebral con el cráneo (articulación atloidooccipital).
III. Del atlas con el axis (articulaciones atloidoaxoidea media y lateral).
IV. De la columna vertebral (articulaciones intervertebrales).
V. De las costillas con las vértebras (articulaciones costovertebrales).
VI. De los cartílagos costales con el esternón y entre sí (articulaciones esternocostales e intercondrales).
VII. Del esternón (articulación manubrioesternal y xifoesternal).
VIII. De la columna vertebral con la pelvis (articulación iliolumbar).
IX. De la pelvis (articulación sacroiliaca, sacrociática, sacrocoxigea y sínfisis del pubis).

ARTICULACIONES DEL MIEMBRO SUPERIOR

Las articulaciones del miembro superior se clasifican de la siguiente forma:
1. Articulación esternoclavicular.
2. Articulación acromioclavicular.
3. Articulación escapulohumeral (hombro).
4. Articulación húmerocubitoradial (codo).
5. Articulación radiocubital (superior, media e inferior).
6. Articulación radiocarpiana (muñeca).
7. Articulaciones intercarpianas.
8. Articulaciones carpometacarpianas.
9. Articulaciones intermetacarpianas.
10. Articulaciones metacarpofalángicas.
11. Articulaciones interfalángicas (dedos).

ARTICULACIONES DEL MIEMBRO INFERIOR

Las articulaciones del miembro inferior son:
1. Articulación coxofemoral (cadera).
2. Articulación femororótulotibial (rodilla).
3. Articulación tibioperonea (superior, membrana interósea e inferior).
4. Articulación tibiotarsiana (tobillo).
5. Articulaciones intertarsianas.
6. Articulaciones tarsometatarsianas.
7. Articulaciones intermetatarsianas.
8. Articulaciones metatarsofalángicas.
9. Articulaciones interfalángicas.

2 comentarios: